analisis-metro-last-night

barra1

Siempre me gusta comenzar con una pequeña reseña cuando se tratan de segundas partes, y esta que uff… si que tiene de que hablar. Metro 2033 esta basado en una novela Rusa de Dmitry Glukhovsky, se los voy a resumir por si no jugaron a 2033. Luego de una guerra nueclear, los sobrevinientes se refugian en el Metro de Rusia y se dividien en facciones, incluyendo neo nazis y a pesar de salir adelante como pueden vuelven a entrar en guerra. Los que no se adoptan a esta modalidad o mueren en manos de la milicia o en manos de mutantes del exterior, entre los cuales se encuentran los “Oscuros” o “Dark Ones” una raza pseudo-alien que vive en la superficie.

Ahora, respecto a la historia del juego, Metro 2033 no fue un gran éxito pero sus ventas garantizaron una segunda parte, si bien THQ quebro, los muchachos de Deep Silver siguieron (y adquirieron) su trabajo y se limitaron a hacer lo que debían: tratar de que los desarrolladores notaran el cambio lo menos posible y, sencillamente, dar algo más de tiempo al estudio ruso para terminar el título de la mejor forma posible. Finalmente a pesar de algunos retrasos Metro Last Night no es solo una “segunda parte” de 2033, sino un juego que a pesar de las complicaciones agrada y se hace mas recomendable que su primer parte.

barra2

Por suerte el juego no nos limita a no disfrutarlo en caso de haberte perdido 2033, podes jugarlo sin problemas ya que en un momento del juego nos explican muy bien que paso.

Primer apreciación personal: el video de introducción es increíble, creo que no podía ser mejor. De solo verlo me pareció que Last Night iba ser un gran juego y así fue. No saquen el vídeo, de hecho vean todos los cinematics porque son muy buenos.

Todo lo que puedo agregar serian puros spoilers,  así que ya no puedo ni siquiera contarles sobre el comienzo del juego. Sólo que la aventura mantiene el ritmo de pequeños capítulos igual que el anterior, el juego es lineal y permite la exploración pero no al extremo. Al principio pertenecemos a nuestra facción y desde ahí comenzaremos nuestro trabajo, por ahora no voy agregar mas.

Algo que es cualquiera,  Artyom es mudo o que? Muchos le hablan en todo su recorrido y nada, silencio absurdo al extremo. En tanto a la historia del juego en general, esta bien, no se mejor que 2033 pero tampoco es malo.

Saliendo un poco de la historia  la ambientación y las bestias (enemigos), salen a la luz, escenarios opresivos tan bien cuidados para las partes de la acción, y con esas deprimentes áreas para los civiles que son el único lugar donde podemos dar descanso a nuestro estado de tensión permanente. Cada tanto aparecen algunas visiones del pasado, algo que por momentos me recuerda a F.E.A.R.

Pero si de redondear una idea se trata, los escenarios son muy buenos, las bestias estan al nivel y dentro de los enemigos humanos se puede establecer muy bien cuales son los intereses de cada uno, Last Night no fue realizado al azar y eso gusta.

barra3Last Light en este sentido es igual a 2033,  por un lado las partes bajo tierra y por otro, todo lo que pasa en la superficie,  indefectiblemente nos vamos a encontrar en algunas misiones cursando por ambos caminos. El tiempo que pasamos sobre la tierra es inferior al del metro por cuestiones obvias, ya que no podemos permanecer mucho tiempo al aire libre. Pero no solo eso, las áreas exteriores están llenas de peligros. Ambas partes del juego tienen lo suyo y las dos están también cargadas de desafíos a los que hacer frente, siempre bastante posibles desde perspectivas muy distintas.

Así, por ejemplo, en tierra el enemigo no solo son las bestias, sino nuestros medikits y filtros de aire. En el subsuelo las opciones cambian: los humanos de facciones se organizan en patrullas o en defensa de bases, y sin dudas que el juego esta pensado para EVITAR el contacto directo, las balas que nos ahorramos en el subsuelo se gastan rápido en la superficie.

El juego se inclina por la estrategia mas que por la fuerza bruta. Hasta tal punto es así que en los niveles de dificultad más altos es casi inviable salir a los  balazos contra los más o menos bien organizados enemigos. Pero no confundan, esto lo hace algo muy apreciable a pesar de ser un shooter.

Los bichos del exterior van derecho a los golpes, la táctica es dispara de cerca con armas violentas como escopetas mejoradas o tirar rápidamente con fusil, en la superficie lo importante es administrar adecuadamente los botiquines, utilizar los accesorios como los explosivos y no malgastar ni una sola bala apostando por una puntería concisa y precisa. Hay varios tipos de criaturas, voladoras o terrestres, pero todas tienen en común que son peligrosísimas, y que exigen buenos reflejos a la hora del apuntado y de estar atentos a sus movimientos.

Si te atacan en oleadas y estas con pocas balas, fuiste. Su comportamiento es bastante lógico, con algunos movimientos erráticos y un rendimiento letal,  mucho más trabajado en cuanto a diseños, actividad e incluso absorción de impacto que en el primer juego. Ellos habitan tanto las áreas sobre la tierra como las del subsuelo, aunque en distintas formas entre unas y otras. Precisamente, y ahondando en ello, toda la riqueza del subsuelo contrasta con la muerte que se respira en la superficie que, por si fuera poco, es literalmente desoladora desde el punto de vista de los seres vivos que la pueblan: reduciéndose a bestias muy peligrosas y aún más demoledoras.

barra4

barra5Que seria de nuestro personaje si no lo llenamos de cosas en la cara? Y en los bolsillos, claro. Por ejemplo, en un shooter estándar el héroe cuenta con armas, botiquines y pocas cosas más (últimamente ni  analgésicos), la serie Metro siempre ha optado por la dirección opuesta cargando al jugador de un sin fin de pequeñas actividades que tiene que microgestionar para salir adelante.

Ponerse una máscara de gas en las zonas tóxicas.
V
Robar mascaras de gas de un muerto en la calle si se nos rompe la nuestra.

Estas no

EL modo campaña no ofrece  sorpresas. Es muuuy lineal, lo hace todo muy facil. La navegación por el escenario es inexistente, incluso a veces algunos objetos no se pueden apuntar de manera correcta, el sistema de orientación es una bizarrada(hay que sacar un anotador que tiene una brújula).

La distribución de los checkpoints es un asco, pero el juego es tan fácil que no los van a utilizar. Hay bastantes eventos “guionados” que dotan al título de una mayor espectacularidad, pero que pueden chocar con los gustos de determinado perfil hardcore de aficionados que rechazan este tipo de dinámicas. Hablamos de puntos del escenario donde está programado que una explosión nos lance por los aires, o una mano salvadora nos ayude a no caer por un vacío en el último minuto: eventos programados que restan jugabilidad y que se repiten con frecuencia, pero que hacen de la campaña de 8-10 horas, única oferta jugable, algo más vistoso.

Aun asi, si van corriendo a lo menso en 5 horas lo terminan.

A pesar de sus cositas,  visualmente esta muy bien logrado. La ambientación es rotunda, pero definitivamente no fue pensado para consolas. El juego tiene un carácter formidable gracias a su empleo de la luz, tanto en los lúgubres interiores como en los sensacionales exteriores: todo un triunfo y una gran muestra del habitual realismo con el que 4A Games trata estos aspectos.

En la versión de consolas vs PC, las diferencias se hacen notorias en todo sentido, con lo cual si disponemos de una buena pc es preferible que lo juegues ahí y no desde una consola.

Algo para destacar es que hayan logrado un trabajo aun mejor que 2033 , los escenarios son muy buenos al igual que los tuneles. Gran trabajo también el que exhiben, aunque con un prisma muy distinto. A diferencia de 2033,  los escenarios varían en esta ocasión, con distintos tipos de instalaciones ( industriales, militares, civiles…) que cumplen bien su cometido a la hora de proponer distintos contextos para la acción.

Por ultimo y no por eso menos importante, la banda de sonido fue lo que mas me gusto, creo que dieron justo con el clavo, acompaña correctamente la ambientación del juego y los efectos están a la altura. Cuenta con voces y dialogos en español, algo que el publico latino seguramente apreciara.
barra6