NIOH – Análisis

Hablar de Nioh es hablar de una clara influencia a los juegos de From Software como la saga Souls y Bloodborne. La técnica utilizada para estos juegos rara vez es imitada, quizás por la dificultad que entrañan o porque el referente es clarisimamente una obra muy difícil de imitar. Sin embargo, Team Ninja se ha atrevido con el formato y además lo ha llevado mucho más allá. Nioh es un Action RPG y de los buenos que tiene claras connotaciones de la saga Souls / Bloodborne así como de Ninja Gaiden, sin embargo no todo es imitación, también tenemos muchas cosas nuevas. Y hasta aquí será donde hablemos de los juegos de From Software y la comparación de Nioh con ellos. Esto no es una comparativa entre ambos si no un análisis de Nioh.

El juego comenzó su desarrollo hace más de diez años y primeramente estaba prevista su salida para PS3, a diferencia de The Last Guardian no se realizaron grandes alardes ni presentaciones. Llegó en silencio, sin hacer ruido y nos presento una Alpha de dificultad muy elevada y dejando claro que quienes quieran jugar el juego tendrán que ser amantes del género y además grandes jugadores.


Comenzamos la historia con William, un pirata inglés, encerrado en la Torre de Londres. De repente, una especie de espíritu nos despierta en la celda y nos enseña como salir de ella. Aquí es donde comienzan los puñetazos, espadazos, hachazos…. Nos enfrentamos al primer enemigo sin armas y con un simple taparrabos ¿En serio tengo que eliminar a un guardia inglés a puñetazos con semejante espada? Así es!
Una vez que salimos de la Torre y conseguimos escapar de los guardias, nos vamos a Japón a comenzar el viaje de Sir William.

Es entonces donde entramos al 100% en el folclore japonés, corre el año 1600 aproximadamente.

El Japón feudal de la época se caracterizaba por tener múltiples conflictos y William se encuentra con ellos a cada paso que avanza, no sólo enfrentadose a humanos si no que también existen los Yokai, una especie de demonios que con su aspecto de sombras y nieblas aparecen en cuanto nos acercamos para intentar acabar con nosotros. He de decir que no soy amante de la cultura, folclore o leyenda japonesa pero creo que el juego consigue aunar de una forma perfecta la historia real del pueblo japones de la época junto con las leyendas e historias mitológicas.

La historia de Nioh es simple y te la van contando a cuentagotas, entre misión y misión y al finalizar cada nivel de la historia, quizás para mi gusto, de una forma poco ortodoxa y que hace complicado seguir el hilo llegando incluso en ciertos momentos a la confusión. Por momentos incluso si no eres conocedor de la leyenda japonesa, quizas no entiendas el 100% de lo que sucede con los bosses, los cuales tienen siempre connotaciones mitológicas y de leyenda.

En líneas generales el gameplay es realmente entretenido,  tenemos enfrentamientos bastante frenéticos con rapidez de movimientos por parte de los enemigos y aunque muchas mecánicas son similares, siempre se hacen entretenidos. Hay que andarse con mucho ojo siempre con el Ki (la estamina) porque hasta el enemigo mas sencillo puede acabar con tu vida si nos quedamos sin energía. Al quedarse sin energía esto ocasiona que William este por unos segundos sin poder moverse y vendido a los ataques del enemigo.

El Ki, es realmente importante en este juego. Es muy importante estar pendiendo de ella tanto para la hora de atacar como para defenderse. con cada ataque o combo, esta barra baja un porcentaje al igual que con cada bloqueo por lo que es importante que no se agote. Además de esto en cierto momento el personaje se cubrirá de un color azul como con puntos que brillan, en ese momento si pulsamos R1, activamos el Ki y se recupera de manera más rápida. El control de la restauración del Ki no es complicado pero hay que pillarle el punto y si se consigue, facilitará los combates.

La característica más llamativa es quizá la posibilidad de utilizar diferentes guardias a la hora de combatir. Guardia alta, media y con el arma enfundada. Dependiendo del enemigo y el tipo de ataques que nos haga, será mejor una u otra. Si bien es cierto que al principio la mejor es la guardia media sobre todo porque es con la que mejor nos cubrimos, a medida que avanza el juego este te pide ir cambiándola de forma que se adecúe mejor al combato contra el enemigo. En mi caso, por ejemplo, luchando contra un concreto boss cambie mi estilo de lucha así como mi arma para poder acabar con él. Para hacer el cambio de guardia solamente tenemos que pulsar R1 + (cuadrado, triangulo, circulo o equis). Tambien tenemos posibilidad de seleccionar dos armas (R1 + izq o derecha) y armas de largo alcance (R1 + arriba o abajo) pero de esto os hablaré mas adelante.

Los controles más importantes son los siguientes:

L1 – posición de defensa
R1 – para realizar cambios de armas y posturas
Cuadrado – ataque rapido y basico
Triangulo – ataque lento y fuerte
Equis – Correr y esquivar
Cruceta – para utilizar los items que tengamos seleccionados (combinado con R1 cambiar de armas)

En Nioh se deja de lado el mundo 100% abierto para dar paso a un estilo más tradicional. El sistema de misiones nos va llevando de una ubicación a otra por lo que las zonas no están entrelazadas unas con otras. Además las zonas en las que nos encontramos generalmente suelen tener poca libertad y nos llevan de una forma casi lineal al destino final de la misión. Hecho de menos el inspeccionar cada punto del mapa para ver que nos encontramos y descubrir una zona secreta que no aparece en los mapas. Los atajos útiles pero muy sencillos de encontrar, se llega con facilidad y además no son nada novedosos. Por otro lado, siempre tenemos en el mapa un punto en el que nos dice la ubicación de nuestro destino, así como puntos de color azul que nos indican la ubicación de los cofres cuando nos encontramos en la zona del radar y puntos verdes donde están los altares. Unos altares en los que podemos “grabar” la partida, recuperar salud e items que, al utilizarlos se gastan pero que al llegar al altar se reponen. Además tambien nos permite subir de nivel al personaje, cambiar de espíritu guardián, activar el jugar online con otros personajes….. Es el centro neuralgico cuando nos encontramos en el campo de batalla. Otra cosa que nos ofrece es el elegir la característica del Kodama que deseamos tener.

Los Kodama son unos bichos de color verde que se encuentran perdidos por el mundo de Nioh y no consiguen regresar al altar. Cuando los encuentras, les indicas los pasos para llegar de regreso. Esto lo que nos dá es la posibilidad de activar (en función del Kodama salvado) y con previo pago de unas monedas una caracteristica en el personaje que hace que haya más probabilidad de encontrar amrita, armas, armaduras, items…. etc

En cuanto al panel central del juego, podemos elegir la mision que queramos realizar, cada vez que iniciamos una misión esta muestra el nivel recomendado para llegar, y tambíen los premios que se obtienen al finalizarla. Además de as misiones principales y secundarias tenemos también las misiones del ocaso. Estas misiones son más duras y generalmente tienen un rango de dificultad añaido por lo que se recomienda ir a ellas en el nivel aconsejado o muy poco por debajo. Sin embargo en las misiones principales y secundarias puedes ir con niveles inferiores al que aconsejan, la única dificultad para un jugador habitual de este estilo será el boss final. Tambien en el “centro de operaciones” se nos permite mejorar las armas, combinarlas, comprar items… Caracteristicas añadidas pero que realmente tienen poca utilidad, las combinaciones de armas no son excesivamente utiles, las mejoras son pequeñas y lo único realmente bueno es poder comprar items como flechas y balas que, en mi humilde opinion, son muy necesarias en gran cantidad de momentos.

Junto a todo esto, hay que añadir los espíritus que vamos consiguiendo a medida que vamos avanzando y completando el juego, de esta manera, los espíritus nos dan una fortaleza adicional en ciertos momentos (arma viva) y que nos permiten realizar ataques mucho mas fuertes durante un tiempo limitado. Eso sí, durante ese tiempo seguimos siendo mortales y aunque lo tengamos activado hay que seguir con la mecánica de esquivas y bloqueos.

Sobre el aspecto gráfico comentar que el juego esta pulido aunque tiene ciertos problemas. Los diseños de las zonas están muy bien hechos y las texturas y características del entorno no presentan deficiencias. En mi caso, no he tenido ningún problema de popping ni tampoco bajada de frames. Lo que he observado es que en ciertos momentos, cuando vemos a los personajes a lo lejos estos se mueven como si fueran robots y además la calidad del detalle de los mismos es muy baja, sin embargo el entorno en el que se encuentran estos sigue mateniendo el detalle y no hay fallos en el diseño. Todo esto, teniendo en cuenta que se ha jugado en una PS4 normal, y no en una PS4 Pro.

A lo largo de todo el juego hay que tener una cosa MUY en cuenta, cualquier enemigo al que te enfrentes, sea débil o fuerte, puede matarte. Esta es la premisa que tienes que tener en mente durante todo el juego si quieres acabarlo con un número de muertes bajo y no quieres pasarte 80 horas jugando para acabarlo.

En gran medida nos enfrentamos a una serie de enemigos que por si solos no entrañan gran dificultad, que generalmente tienen unas pautas muy marcadas y los patrones suelen ser comunes en muchos de ellos, generalmente los esqueletos, humanos (o así les llamo yo) y una especie de enemigo necrófago. Ahora bien, intenta luchar contra ellos de uno en uno, porque la cosa se complica si te vienen varios a la vez, sobre todo en espacios pequeños o cerrados.

Con respecto a los Yokai son enemigos que aparecen tras una niebla y que nos ponen las cosas mas dificiles que los anteriores. Estos enemigos son demonios que generalmente hacen ataques que quitan mucha vida debido a que son realmente fuertes, pero tambien son enemigos con patrones sencillos y a los que es facil cogerles la espalda debido a su lentitud. Al atacarles por la espalda, esto hace que les quitemos mas vida (y además hay una característica que sube el porcentaje de daño cuando atacamos por la espalda) convirtiendo el combate en algo mas sencillo.

Los bosses están muy bien diseñados y son de lejos lo más complicado del juego, no solo por el hecho de que son bosses si no porque son muy variados unos de otros, sus ataques no suelen tener características comunes y atacan con magias de rayo, fuego, paralizantes…. En general cada boss es un reto mayor que el anterior y requieren de mucho estudio para conseguir acabar con ellos de una forma rápida y no tirarte 30 intentos. Para las luchas contra los bosses, se aconseja estudiarlos una primera vez para posteriormente enfrentarnos a ellos en base a sus características. Por ejemplo si el boss infunde rayo, es aconsejable utilizar una armadura que nos proteja del rayo. Además tambien es conveniente estudiar que posición nos sirve mejor, una media más rápida y con mejor defensa, o por el contrario estar mas alejado y atacar con la guardia alta que hace mas daño.

Una cosa que tienen en común todos los enemigos es las dos barras que aparecne sobre ellos. Estas barras son de color rojo y verde, y al igual que nuestro personaje, la barra roja presenta la vida y la verde el KI del enemigo. Una táctica útil en estos casos es conseguir que el enemigo gaste todo su KI, en ese momento se quedará paralizado y nosotros podremos asestarle fuertes golpes para quitarle mucha vida. En los combates con los bosses esto es más complicado pero si se consigue, facilitará las cosas. Todo enemigo final tienen un punto débil en el que si le golpeamos constantemente perderá el KI y se quedará vulnerable.

A lo largo de todo el juego, conseguiremos infinidad de armas de todo tipo como para poder montar una tienda y revender todo lo que nos dan. Esta caracteristica de dar elementos por doquier pierde el sentido una vez que quitaron la posibilidad de que se estropee el arma. Lo que conlleva tener multiples armas repetidas, que no mejoran la que llevamos actualmente y que llenan de cosas innecesarias nuestro inventario, haciendo complicado encontrar las realmente necesarias o buenas.

Las armas son:
– Katana: (Si la elegimos al principio Corazon +1) Espada que llevamos a una mano que y sirve como arma cortante de largo alcance que permite desenvolverse con rapidez ante los enemigos.
– Katana doble: (Si la elegimos al principio Habilidad +1): Un par de espadas que también cortan lo suyo pero menos efectivas que la Katana. Como punto bueno, son realmente rápidas.
– Lanza: (Si la elegimos al principio Cuerpo +1) Arma punzante de largo alcance con un largo mango para poder llegar más lejos. No es mi estilo pero para mantener a los enemigos a distancia siempre es muy interesante.
– Hacha: (Si la elegimos al principio Resistencia +1) Armas pesadas que cuesta mucho mover y muy lentas pero que asestan unos golpes debastadores. Es dificil de bloquear y aunque consume mucho Ki, también quita mucho Ki del enemigo.
– Kusarigama:(Si la elegimos al principio Destreza +1): Una hoz en una punta y un contrapeso en el otro extremo. Es un arma muy efectiva pero dificil de controlar y para que sea efectiva hay que llevar muy bien el timing del enemigo y del propio arma.

Esta característica podéis verla en los primeros minutos del video: 

Además de estas armas principales también disponemos de:
– Arcos con flechas normales y flechas de nivel superior
– Escopeta: con balas normales y balas de nivel superior
– Piedras: Que momentáneamente le dan a nuestro arma características especiales de fuego, tierra, rayo….

Cada vez que matamos a un enemigo este suelta Amrita (que significa de forma literal “sin muerte”). Este elemento nos permite ir ganando niveles a medida que vamos teniendo lo suficiente como para poder realizarlo. Funciona de forma sencilla, por cada gasto de X amrita se nos dará un nivel dentro de las habilidades que posee el personaje. A medida que subimos de nivel, para el siguiente nos pedirá mas amrita y así sucesivamente. Es un sistema más que conocido.

En el momento en que nos maten, aparecerá una tumba en la que se quedará nuestra amrita, ya que la perdemos al morir pero podemos volver a ese punto para recuperarla. En caso de que volvamos a morir por el camino, la anterior tumba desaparece perdiendo toda la amrita que tuvieramos dejando paso a una nueva tumba donde hayamos muerto en esa segunda vez.

Es un bien muy preciado ya que es de vital importancia para poder ir subiendo de nivel y llevar al personaje correctamente configurado.

En caso de que nos equivoquemos a la hora de realizar alguna asignación o la build que llevamos en ese momento no nos convenza. Para ello, a lo largo de la aventura encontraremos los libros de reencarnación que nos permitirá
dejar en nivel 1 a nuestro personaje y nos darán toda la Amrita que hayamos utilizado para volver a asignar los puntos.

Nuestro pirata inglés tiene 8 atributos principales que podemos ir subiendo en función de la necesidad que creamos oportuna para mejorar. Estos son:

– Cuerpo: Afecta a la vida y a la resistencia al veneno y a la paralisis.
– Corazón: Afecta al ki
– Resistencia: Afecta a la vida y a cuánto peso puedes llevar.
– Fuerza: La cantidad necesaria para activar los efectos especiales de las armas y armaduras mas pesadas.
– Habilidad: La cantidad necesaria para activar especiales de armas y armaduras más técnicas.
– Destreza: Determina el efecto y la capacidad de tu ninjutsu.
– Magia: Determina el efecto y la capacidad de la magia onmyo.
– Espíritu: Afecta a la potencia del espiritu guardián

Cada vez que activemos uno de estas habilidades nos dará (dependiendo de la elegida): Vida, ki, ataque de las armas, defensa, subirá el peso máximo del equipo, pulso de ki, puntos de samia, potencia puntos y capacidad de ninjutsu, potencia capacidad y puntos de magia, la resistencia a veneno, parálisis o reino de los yokai y el vínculo con el espíritu guardián.

Además de esto, el personaje puede ir familiarizandose cada vez más y más con las armas cuanto más las utilicemos haciendonos mejor en esa destreza. El ir subiendo de nivel, también nos permitirá crear mejores ninjutsu y mayor cantidad (aunque en mi caso ni los utilice)

Nioh nos permite explorar el mundo feudal japones de 1600 de una manera atípica tanto en historia como en mitología. Además lo que esta claro es que nos va a proponer un gran reto y muchas horas de diversión. Un juego muy completo en el que entender al 100% todo lo que sucede es complicado y que se necesita rejugar para poder llegar a todos los secretos y conseguir manejar todo lo que el juego ofrece.

La puesta en escena es buena, la jugabilidad frenética y agil y los enemigos variados.

Sin duda, un juego que no ofrece excesivas novedades pero que nos hará pasar grandes ratos en nuestra PS4, yo personalmente disfrute mucho jugandolo.

Ingresar
Cargando…
Regístrate!

New membership are not allowed.

Cargando…