Persona 5 – Análisis

9 años pasaron desde la salida de la última entrega de la saga Shin Megami Tensei: Persona. Vimos una gran cantidad de spin-offs de Persona 4, pasando por un dungeon crawler, dos fighting games, juegos de ritmo y más, y es el día de hoy en que finalmente nos toca decirle adiós al equipo de investigación que protagonizó la aventura de PlayStation 2 y Vita para presentar a los nuevos ladrones de corazones que estarán al frente de este gran título para PlayStation 3 y PlayStation 4 llamao Persona 5.

Desde el vamos, este título es muy bueno. Gráficamente es un salto impresionante, el estilo artístico y la estética está muy bien, hay muchas cosas para hacer en todo momento, el sistema de combate es divertido y jamás se vuelve repetitivo, los personajes son todos excelentes, la historia es original y está bien narrada y acompañada de cutscenes, el voice acting está muy bien logrado tanto en inglés como en japonés y más. Tiene elementos que restan, si, no es el juego perfecto pero no tiene nada que envidiarle a ningún otro.

Separando por aspectos, empecemos con lo gráfico. Persona 3 y Persona 4 mantuvieron modelos simples, algo deformados y con poco detalle general. Este no es el caso para esta nueva adición, que tiene personajes con proporciones más realistas que no abandona el diseño caricaturesco que establecieron a lo largo de los años

.Si tendría que comparar el nivel de detalle que usaron con otro juego lo haría con otro juego de Atlus, Catherine, título de PS3 y Xbox 360 que pasó un poco desapercibido en su lanzamiento hace 6 años. Dejando a los protagonistas de lado, los demonios y los escenarios también se ven muy bien.

Pasando a la jugabilidad, se divide en dos ramas distintas. Por un lado están los dungeons y los combates, y por otro, la vida diaria y las relaciones con los demás.

  • Los combates siguen siendo como eran antes pero con un par de nombres modificados. Son peleas por turnos en donde cada luchador, ya sea aliado o enemigo, tiene fortalezas, debilidades, habilidades especiales y más. Cada vez que el jugador acierta la debilidad del enemigo consigue un turno extra, lo que da lugar al pensamiento y a la estrategia.
  • El día a día es otro aspecto bien llevado a cabo. Como en las entregas anteriores, el protagonista tiene una serie de stats sociales (Carisma, valentía, entre otras) que puede aumentar para conseguir acercarse a determinados tipos de persona. Si se cumplen los requisitos se pueden entablar relaciones que ayudarán en el recorrido de los dungeons, la creación de Personas, etc. La vida cotidiana también necesita algo de pensamiento previo, ya que hay ciertas acciones que pueden aumentar las stats más que otras y, en lo posible, siempre es recomendable optimizar el uso del tiempo.

Si bien el progreso de la historia se lleva a cabo en ambos “modos”, por así decirles, también incluyen misiones secundarias que alargan la vida del juego significativamente.

La presentación del juego es barbara, algo que también ya vimos en otras entregas de Persona y Shin Megami Tensei en si. Cuando mezclamos el uso de los colores en los menús, los efectos de sonido y de video, y la estética en si tenemos un resultado final que captura al jugador. De más está decir que la banda sonora es de lo mejor que escuchamos en año. Junto a la OST de NieR: Automata podría decir que han sido de las mejores canciones que formaron parte de un videojuego en la última década.

Con respecto a la historia se podría decir que es lo que uno espera. Personajes carismáticos a mas no poder, giros de trama muy bien posicionados, antagonistas misteriosos, etc. Eso si, es muy, muy largo, mucho más que cualquier otra precuela. Haciendo solo lo principal el juego puede llegar a durar 100 horas. Hay diálogos extensos, a veces superando los 15 minutos, sobre todo en el principio. Hay momentos en los que las conversaciones son tan largas que el jugador termina pensando “¿cuando termina esto?”, pero son solo unos pocos. Afortunadamente, la selección de voces es barbara, con un cast de actores de renombre en la versión japonesa (Nana Mizuki, Mamoru Miyano, Tomokazu Sugita, Ikue Otani) y uno muy conocido en la inglesa (Cassandra Lee Morris, Erika Harlacher, Max Mittelman). Las lineas se sienten muy naturales y las personalidades quedan muy bien encuadradas.

En conclusión, Persona 5 es sumamente recomendable. Lo único que podría llegar a ser considerado como algo negativo es la cantidad de diálogo seguido que hay en algunas partes, pero nada importante, más aún cuando se trata de un juego en donde hay que leer mucho de por si.

Ingresar
Cargando…
Regístrate!

New membership are not allowed.

Cargando…