Rising Storm 2: Vietnam – Analisis

Rising Storm 2 es la continuación de la saga bélica que empezó con Red Orchestra. Un FPS multijugador por objetivos con componentes de trabajo por escuadra y acción táctica. Si bien los anteriores títulos se basaban en la segunda guerra mundial, Rising Storm 2: Vietnam, como su nombre lo dice, cambia el foco a la infame guerra del Sudeste Asiático que sucedió a mediados del siglo pasado.

Welcome to the Rice Fields

Una vez entre a una partida de Rising Storm 2 tuve unas sensaciones demasiado familiares, en este caso, no fue una señal de que algo malo estaba pasando. La sensación de manejo que se tiene sobre el soldado y la forma en la que el arma zarandea por cada movimiento de cámara es la marca de esta saga. Después de morir una buena cantidad de veces recordé que estaba en un título de trabajo por equipo, me uní a una escuadra y empezamos a avanzar por los objetivos.

Una de las características que hacen a Rising Storm lo que es, es que el juego básicamente te obliga a asumir el rol que hayas elegido o te toco. El líder de escuadra deberá hablar seguido por micrófono para coordinar las acciones de la misma y que pueda abrirse paso a través de los objetivos del mapa. Una vez que tienes cierta experiencia en el juego el rol de comandante y spotter proporcionan una experiencia más tranquila pero al mismo tiempo de mucha responsabilidad. El spotter debe avisarle al comandante donde es la mejor locación para usar recursos militares, sean ataques Napalm o artillería.

Toda esta coordinación, desemboca en una experiencia por partida muy dinámica, entretenida y de increíble valor táctico. Mientras más tiempo estés en una posición junto a tu equipo, más riesgo tienes que el mismísimo infierno caiga sobre ti. Tirarse al piso y disparar tranquilo es importante, pero también lo es estar al tanto de tu entorno y moverte cuando sea necesario. Por supuesto que una vulnerabilidad yace en que cualquiera puede entrar al rol de comandante o spotter y ser un troll, pero con el sistema de votekick, esa gente no dura mucho.

Como bien se sabe, ambos bandos de este conflicto tenían un poder y estrategias militares muy diferentes, y en este juego no solo se respeta, si no que se balancea en base a ello. El equipo estadounidense tiene acceso a helicópteros de transporte y de combate, nuevos en la saga, mientras que los vietnamitas cuentan con redes de túneles que desembocan en lugares clave de la batalla y RPGs. La mayoría de las armas vietnamitas, datan de la segunda guerra mundial, mientras que el armamento estadounidense está casi completamente renovado. Esta y otras diferencias proveen al juego de una sensación de autenticidad y balanceo, enriqueciendo la experiencia y generando curiosidad sobre las capacidades de los dos bandos.

La ambientación de Vietnam

Rising Storm 2 es un juego que a nivel de ambientación es muy convincente. El juego es capaz de meternos en situaciones inmersivas, como por ejemplo el incesante disparo de una escuadra a tu posición mientras estas en un techo y van subiendo más enemigos por detrás de ti. Esto, acompañado de una gama de efectos como Depth of Field, un apartado sonoro excelente y un gameplay de expectación.

Los modelados de las armas cuentan con una excelente calidad y aproximación a la realidad. Estas se comportan de manera muy convincente y terminan conformando una buena parte de la ambientación del juego. No se puede decir lo mismo de las animaciones de los jugadores, las cuales dan la sensación de estar “trancadas” y no ser para nada fluidas. Esto, lamentablemente contrasta con los excelentes modelados de los personajes que se encuentran en este título.

También, el juego no tiene problemas al momento de ser “crudo”. Tanto los ataques con fosforo blanco, napalm o lanzallamas provocan que el jugador se tire al piso gritando mientras lo devoran las llamas. Esto también se puede ver en tercera persona, cuando le pasa a otro jugador, con el resultado de un cuerpo totalmente calcinado. Este nivel de crudeza es muy importante para finalizar con el toque de ambientación del juego.

El problema esta cuando miramos un poco más lejos, tanto literalmente como no. Si estamos cerca de un límite del mapa podemos observar lo falso que es el horizonte, se nota muchísimo la imagen de baja resolución que se usa para representarlo. También, la distancia de visión, cuenta con problemas graves, no se puede ver mucho más allá de 300 metros porque directamente no carga a los personajes, lo cual es bastante extraño, teniendo en cuenta que un logro del juego te pide que mates a un jugador rival a 350 metros con el rifle de francotirador.

También, está plagado de bugs. Árboles, edificios y objetos que bien cargan en frente de uno o desaparecen y aparecen. Personajes que se teletransportan y atraviesan paredes y armas que no producen sonido alguno al disparar. Ya se han prometido actualizaciones que arreglen estos problemas, pero que el juego haya salido en este estado no es muy buen indicador de que haya estado terminado cuando se decidió lanzarlo. De hecho, una de las grandes críticas que tengo para este juego, es que solamente cuenta con cuatro mapas. Esta es la razón de que ya haya deserción de jugadores a las 3 semanas de su salida.

También está relacionado el hecho de que todavía utilice Unreal Engine 3, y esto se nota más que nada en la calidad gráfica del juego. Si bien es capaz de soportar 64 jugadores a la vez, la calidad gráfica del juego sufre bastante. Sin embargo, teniendo en cuenta el motor que se está utilizando, se lo hace ver medianamente bien. Y este es otro aspecto que se refleja en el rendimiento del juego, capaz de conseguir más de 100 fotogramas con todos sus detalles al máximo en una resolución de 2880×1620 indica que hubo un buen proceso de optimización, por lo menos.

Conclusión

Rising Storm 2, en cuanto al gameplay, es todo lo que esperaríamos de un videojuego del linaje Red Orchestra. Ambientación convincente, gameplay táctico que requiere trabajo en equipo, responsabilidad de roles y realismo en cuanto a las posibilidades de cada equipo.

Por supuesto que trae novedades a la saga, como el uso de helicópteros, granadas de fosforo blanco y armas de la época. Pero solo cuenta con 4 mapas y bugs que son capaces de arruinar tanto la experiencia del juego como la ambientación. El uso de Unreal Engine 3 le está pasando factura y la elevada deserción de jugadores a las 3 semanas de su lanzamiento no es buena señal.

Ingresar
Cargando…
Regístrate!

New membership are not allowed.

Cargando…